94 Comenzando a hacer deporte con @TonyFalcon y @Valentingz


Nuevo episodio del podcast, en esta ocasión el tema principal es el deporte, que como ya comenté en alguna ocasión es un tema que me interesa mucho últimamente y quiero que tenga un hueco tanto en el blog como en el podcast.
Hoy vengo acompañado de Tony Falcón, un deportista veterano que lleva muchos años haciéndolo y entrena bastantes horas a la semana.
También está Valentín, que comenzó hace relativamente poco tiempo en el deporte y ya ha concluido su primera maratón en un tiempo muy bueno.

Espero que os resulte interesante, y dentro de unas semanas volveremos a juntarnos los tres.
http://www.ivoox.com/94-empezando-deporte-avalentingz-y_md_2902506_1.mp3″ Ir a descargar

Si quieres comenzar a correr recuerda que primero hay que caminar


Con el año nuevo llegan los propósitos para el año nuevo y uno de los mas comunes es el comenzar a hacer deporte, y casualmente también es uno de los que menos suele realizarse o que se abandona con mayor facilidad.

No hay ninguna clave mágica para que este propósito, ni ningún otro, se pueda cumplir pero si hay algunos consejos que os puedo dar para que no os resulte tan cuesta arriba el cumplirlo.  Estos consejos que os voy a dar me los solía ir dando mi fisioterapeuta cuando iba a algún tratamiento por alguna lesión nueva que me había hecho y me decía: “esto te lo hubieses ahorrado si..”.  Como imaginareis ya era tarde para mí, pero a vosotros os pueden venir geniales je,je.
Antes de correr hay que caminar
 
Por alguna extraña razón pensamos que pese a llevar años sin hacer ningún tipo de ejercicio físico podemos lanzarnos a la calle y correr como si tal cosa.  Por supuesto no tardamos ni un minuto en darnos cuenta de la magnitud de nuestro error y nos sorprendemos por ello.  Muchos abandonan ya en este primer intento, otro sin embargo buscan información y descubren que hay métodos para comenzar a correr.  Uno de los mas famosos es el llamado: “Del sofá a los 5 Kilómetros”, que consiste en caminar X minutos el primer día y correr X y así ir incrementando poco a poco los minutos que se van corriendo y disminuyendo los que se van caminando.
Podéis probar este método, hay mucha gente que lo utiliza y le funciona, yo sin embargo os recomendaría lo que me dijo mi fisioterapeuta que es, simplemente, caminar.  No me refiero a caminar tranquilamente dando un paseo, sino a caminar lo más rápido que podamos levantando un poco más las rodillas y luego doblarlas hacia atrás,  tal como deberíamos hacer si corremos correctamente.
Además de caminar lo más rápido posible moviendo correctamente las rodillas también debemos mover los brazos, si estamos en un parque donde haya gente corriendo no es extraño ver que la gente no mueve los brazos mientras corre, lo cual es un grave error.
Si ahora mismo hacéis el movimiento de los brazos hacia delante y atrás veréis como se os mueven muchos músculos tanto de los abdominales como de la espalda, si dejamos los brazos quietos estamos desperdiciando una buena parte del ejercicio.
El objetivo de caminar de esta forma y hacerlo lo más rápido que podamos es acostumbrar a nuestro cuerpo a moverse de forma correcta, además vamos acostumbrándolo poco a poco al ejercicio y nuestro corazón no se ve forzado de un día para otro a trabajar.
Lo ideal sería que instalásemos en nuestro teléfono una App para saber la distancia recorrida y el tiempo invertido en ello, lo óptimo sería que caminásemos hasta conseguir realizar un kilómetro en un tiempo inferior a 9 minutos 30 segundos.  Si conseguimos tener esa velocidad caminando nuestro cuerpo ya estará lo suficientemente preparado para empezar a trotar despacio.
Estamos en invierno
No debemos olvidar que estamos en invierno y que aún faltan por llegar las peores semanas de frío de ésta estación, por lo tanto debemos abrigarnos bien para salir a realizar cualquier deporte.  Si en lugar de salir a correr preferimos ir en bici aún deberemos abrigarnos.  Pero no os preocupéis, no debemos gastarnos un dineral, ahora os voy a recomendar los imprescindibles que debemos comprarnos.
Una de las primeras cosas que debemos comprarnos son unos guantes, no necesitamos nada excepcional porque tampoco vamos a estar horas en la calle, por lo menos este primer año je,je.  Con unos guantes normales es suficiente y por 10 euros ya tenemos modelos bastante decentes.
El cuello y taparnos la boca es algo muy importante para no pillar un buen catarro.  Aquí si os recomiendo que os gastéis un poco más y comprar uno bueno, como éste que os recomiendo de la marca Buff.  Este producto nos va a servir tanto hoy como dentro de 10 años si lo cuidamos.  La calidad es buena y no tenemos porque utilizarlo solo para hacer deporte.
Yo me compré un modelo mas caro y estoy encantado con él, pero con este modelo básico es mas que suficiente.
El cortavientos es una chaqueta de plástico que, como su nombre indica, va a cortar el viento que es lo que más molesta y frío nos produce cuando estamos haciendo deporte.  Si no deja que el viento alcance nuestra piel nuestro propio cuerpo genera calor más que suficiente para que no tengamos frío.  Al ser de plástico no deja escapar ese calor y estaremos muy cómodos con él.
No es necesario que nos compremos uno de 200 euros, con un modelo normal es suficiente para comenzar, ya veremos más adelante si necesitamos uno específico para lluvia, chaleco solamente o lo que prefiramos, pero para comenzar uno básico.
Calzado adecuado
Este es uno de los puntos más importantes y que la gente menos tiene en cuenta, piensa que con comprarse unas zapatillas deportivas de 15 euros es más que suficiente, y es así, si no nos importa lesionarnos.
En este punto no me atrevo a recomendaros ninguna porque cada persona es distinta, lo primero que deberíamos hacer en este caso es ir a una tienda que nos ofrezca un análisis de pisada gratuito para saber si tenemos pisada neutra, pronadora o supinadora.  Sabiendo esto y teniendo en cuenta nuestro peso buscar un calzado que nos ofrezca una suspensión acorde a nuestras necesidades.
Yo personalmente no me gastaría menos de 60 euros en esta prenda, el modelo que tengo yo me costó más de 100 euros y no me arrepiento de haberlas comprado, desde que las utilizo he seguido teniendo lesiones, pero por otras causas que ya os iré contando.
Con estas pocas prendas básicas que os he mencionado, yo creo que es más que suficiente para comenzar a hacer deporte, unas mallas específicas para correr, camisetas técnicas y demás no las veo necesarias, por lo menos a la hora de comenzar a hacer deporte.  Al principio, solo nos servirían para desmoralizarnos viendo la cantidad de cosas que no sabemos siquiera si vamos a utilizar y que deberíamos comprarnos.
Espero que sigáis con ganas de hacer deporte y que estos consejos os sean útiles, espero vuestros comentarios 🙂

Principales errores al comenzar a correr para adelgazar.


Ahora que estamos en pleno verano, a pesar de que algunos iluminados dijesen que este año no íbamos a tener verano, me encuentro a mucha que, AHORA, quiere hacer deporte para irse de vacaciones a la playa. Por supuesto esto es ridículo, todos lo sabemos, al igual que las dietas milagro.

 

Pero ese no es el único error, a mi modo de ver, que cometen. Salir a correr es un ejercicio muy duro, exigente y que es de gran impacto, especialmente para las rodillas.

Una persona normal, que no haga ejercicio y su vida sea poco activa no podrá correr ni 100 metros sin soltar los pulmones por la boca… y eso dando por sentado que no fuma. En estas circunstancias lo más normal que ocurra es que la persona que se anime a comenzar a hacer ejercicio salga de su casa, comience a trotar, llegue hasta la esquina de su calle y se meta en el bar más cercano a tomarse una caña porque está muy cansado.

 

Si alguien quiere hacer algo de ejercicio para ir acostumbrando al cuerpo e ir perdiendo algo de peso, aparte de intentar cambiar los hábitos alimenticios, le recomiendo que comience con la bicicleta. No tiene tanto impacto sobre las rodillas, es mas llevadero y no fuerza tanto al corazón.

Es cierto que para salir a correr “tan solo” necesitas un chandal y unas zapatillas deportivas, para ir en bici lo mismo y además una bicicleta que hay que comprar de propio y ocupa bastante sitio. Si no queréis comprar una ahora en la mayoría de las ciudades está el servicio de bicis de los ayuntamientos. Conseguir la tarjeta y os daís cada día un paseo de media hora por algún parque con esas bicis, para empezar ya conseguiréis más que tumbados en el sofá viendo la tele basura.

 

Si preferís salir a correr debéis tener en cuenta que, al principio, no adelgazaréis nada. He dicho antes que correr es muy exigente para el corazón, si tenéis las pulsaciones muy altas el cuerpo no recibe suficiente oxígeno y así no puede quemar grasas el cuerpo, en bicicleta no suben tanto las pulsaciones y sí que se queman grasas. Por muy despacio que corráis las pulsaciones se suben con facilidad a la zona “anaeróbica” que es donde se mejora la resistencia y velocidad, pero no se queman grasas.

Al principio lo mas recomendable es caminar deprisa y, al cabo de unas semanas, empezar a trotar. Hay un sistema que se llama “del sofá a los 5 Km” que recomienda unas pautas para pasar de la inactividad a conseguir correr 5 Km. Os recomiendo que lo busquéis por internet y comencéis a utilizarlo, aunque yo creo que si podéis ir en bici es mejor para comenzar.

 

Por supuesto lo más importante es la constancia y recordad que, por poco que hagáis, mientras no estéis tumbados en el sofá ya estáis haciendo mucho.