Bandera inglesa

Por fin me apunto a la escuela de idiomas


Supongo que uno de los deseos más habituales en los españoles de cara a afrontar el año nuevo es el típico de «este año aprendo inglés», en mi caso por lo menos así era.

Sin embargo por fin este año me he animado y he decidido apuntarme a la Escuela Oficial de Idiomas. Además la tengo cerca de casa y tiene unos horarios muy buenos.

Bandera inglesa

Voy a comenzar con el nivel más bajo: el A1, no quiero hacer el examen para comenzar en el A2 porque prefiero empezar de cero y asentar bien los conocimientos. Puede que de oido y por léxico me defienda pero a nivel de gramática no recuerdo absolutamente nada y no quiero correr al principio para pasarlo mal durante el curso.

Mi objetivo es llegar como mínimo a superar el grado B1, son cuatro años sin suspender ningún curso, poca broma.

Nunca se me ha dado bien el inglés, cuando mejor lo he dominado fue cuando jugaba online al Everquest y todo lo que me encontraba eran americanos… pero como comprenderéis ahí a la gramática poca importancia se le daba.

Imagen de escuela oficial de idiomas

El motivo principal por el que quiero aprender es porque a la hora de buscar contenido, ya sea técnico, opinión… está todo en inglés, pese a haber mucho contenido en español gracias a los latinoamericanos es un refrito de lo que dicen los medios y youtubers americanos más conocidos, es información de segunda mano con honrosas excepciones por supuesto.

También me gustaría poder entrevistar a gente en inglés, me encantaría volver a tener un podcast de entrevistas y, cuando me vea con el suficiente nivel, atreverme a entrevistar a gente en otro idioma.

De momento ya he hecho lo más importante, apuntarme a la escuela oficial y comenzar. Ahora ya la evolución dependerá en exclusiva de mí y mi fuerza de voluntad. 

Imagino que cada mes os iré haciendo un pequeño resumen de mi peripecia en este aprendizaje.

Si habéis llegado leyendo hasta aquí será porque os ha parecido interesante el artículo, ¿no? En caso de ser así os agradecería mucho que lo compartierais.