Smartphone mostrando una App

Desarrolladores, App que no lo son y el maltrato al cliente


Entiendo que el fin de una empresa es ganar el máximo dinero posible gastando lo mínimo necesario, nosotros queremos lo mismo así que no seamos hipócritas.

La cuestión es ¿cuánto es ese mínimo imprescindible? Porque también debemos tener en cuenta la imagen de la empresa y que si ese mínimo es muy bajo para lo grande que es la empresa eso ya no es aceptable y genera una mala publicidad innecesaria.

Smartphone mostrando una App

Esto salta a la vista en la época actual gracias a las App de grandes compañías como pueden ser bancos, empresas eléctricas… El cliente puede conectarse a su cuenta a través de una página web desde el ordenador, tablet o smartphone.

La solución es muy sencilla; crean un portal web que sea compatible con los navegadores móviles y solucionado ¿por qué? Pues porque pueden acceder desde el ordenador y desde cualquier dispositivo a través del propio navegador.

Y ya que tenemos eso creado lo más barato es encapsularlo en una App que lo único que haga sea abrir una página web y a correr. Mira que listos somos.

Sin embargo la utilización de esas mal llamadas App es insufrible, es que no merece la pena ni instalarlas porque puedes acceder a la web y creas un icono en la pantalla de tu teléfono que al pulsarlo te abra esa web, es el mismo resultado. De hecho eso es lo que hago yo con Twitter, Facebook o el DRAE, no tengo sus App en el teléfono, utilizo el propio navegador.

Tanto Apple como Google intentan acabar con este mal hábito creado y cada vez ponen más restricciones a este tipo de malas prácticas.

En una pequeña empresa se podría incluso comprender, pero cuando hablamos de bancos… ¿tanto les cuesta pagar a un equipo de desarrolladores para que les hagan una App Nativa para iOS y otra para Android? Los usuarios lo agradecerían enormemente porque cada vez es más habitual utilizar la banca online.

Pero ¿sabéis qué es realmente lo peor? Que no conozco ningún banco que haga esto, al comenzar ING si lo hacía, tenía una App nativa para iOS, pero misteriosamente en lugar de mantenerla y seguir actualizándola la eliminó y metió esas dichosas App que son una página web y a correr.

Y no solo de bancos o redes sociales hablamos; mención especial merece la infumable App de HBO para el AppleTV o SmartTV… Es una vergüenza que una empresa que su único fin es que la gente pague una suscripción para ver su contenido tenga una plataforma para hacerlo tan mala.